Horario del servicio de atención ciudadana durante el periodo de fiestas Navideñas (22 de diciembre de 2018 a 8 de enero de 2019, ambos inclusive): de lunes a sábado de 08:30 a 14:00, días 24 y 31 de diciembre cerrado

Jueves, 18 Julio 2013 17:40

Los alumnos de la Universidad Estival de #Alcorcón aprenden sobre los ‘Aspectos legales de la Seguridad del Paciente’

Valora este artículo
(2 votos)

El profesor de Derecho de la Universidad Pontificia Comillas ICAI-ICADE y abogado especialista en Derecho Médico, Federico de Montalvo Jaaskelainen, ha sido el encargado de ofrecer la conferencia ‘Aspectos legales de la Seguridad del Paciente’ a los alumnos asistentes al curso ‘Seguridad del Paciente: aspectos médico-legales’ de la Universidad Estival de Alcorcón 2013. Dicho curso se está ofreciendo durante toda la semana en el Centro Cultural Miguel Ángel Blanco del municipio.

La conferencia ha versado sobre los principales problemas existentes, desde la perspectiva legal, para un correcto y efectivo desarrollo de una política pública de seguridad del paciente. La idea principal para que esto se produjera sería la de crear un Sistema de Notificación de efectos adversos. Estos efectos pueden producirse en el Sistema sanitario, entendiendo como tales las lesiones relacionadas con la asistencia sanitaria, pudiendo ser leves o graves. De ellos se derivarían las notificaciones correspondientes que recogerían los datos sobre efectos adversos producidos en el ámbito sanitario (desde el diagnóstico al tratamiento, pasando por los sistemas y los equipamientos utilizados).

Caben destacar dos modelos de notificación de efectos adversos: la voluntaria y la obligatoria. La primera suele realizarse de efectos no relevantes, no contempla efectos adversos importantes, mientras que con la segunda se produce un mayor número de notificaciones de efectos graves, que no garantiza al médico la confidencialidad.

Así, el profesor Federico de Montalvo ha afirmado que: “La creación de un sistema nacional de notificación de efectos adversos constituye una de las herramientas principales para el efectivo desarrollo de una política pública de seguridad del paciente. Sin embargo, ello exige crear un marco jurídico adecuado y, en este sentido, garantizar que dichas notificaciones no podrán ser utilizadas fuera del contexto para el que fueron elaboradas, es decir, no poder usarse en apoyo de reclamaciones de responsabilidad profesional (civil y penal) contra los médicos y demás profesionales sanitarios. En caso contrario, dicha iniciativa está llamada a su fracaso porque, ante el temor a que dicha notificación pueda ser utilizada por el paciente o sus familiares para fines diferentes, el médico o profesional sanitario evitará colaborar en el sistema. Tal creación de un marco no punitivo para el médico y demás profesionales sanitarios es la medida que se ha adoptado en la mayoría de países que ya han desarrollado un Sistema de Notificación de Efectos Adversos”.

Visto 2169 veces