AVISO. El horario del Servicio de Atención Ciudadana durante las próximas fiestas de Navidad será el siguiente:

    • Del día 23 de diciembre de 2019 hasta el 8 de enero de 2020, ambos inclusive, de 08:30 a 14:00 horas
    • Días 24 y 31 de diciembre cerrado
Domingo, 20 Enero 2013 15:13

El Ayuntamiento de #Alcorcón recuerda la necesidad de extremar las precauciones ante las inclemencias invernales

Valora este artículo
(0 votos)

La mala combustión de un calentador de gas en una cocina estuvo a punto de causar ayer una auténtica tragedia en Alcorcón. Sólo la rápida intervención de los miembros de Protección Civil, Policía Municipal y Bomberos de la ciudad evitó lo que podría haber sido un suceso de máxima gravedad. Afortunadamente, todo quedó en un monumental susto, con una madre y sus tres hijos, de 3, 7 y 11 años de edad, ingresados en el Hospital de Alcorcón para su observación por inhalación de gases tóxicos, aunque todos ellos con carácter leve.

La alarma saltó cuando el SUMMA 112 alertó a los Servicios de Emergencias de Alcorcón de que habían recibido una llamada de una vivienda de la calle Arboleda, donde todos los miembros de una familia advertían de que se encontraban mareados, confusos y con malestar. En apenas cuatro minutos llegaban a la casa efectivos tanto de Policía Municipal como de Protección Civil. De inmediato, se procedió a la evacuación de las cuatro personas afectadas, la madre y los tres niños, que fueron atendidos allí mismo por la ambulancia municipal de Protección Civil. Los Bomberos se encargaron de ventilar la casa y de buscar la causa del suceso: se trataba de la mala combustión de un calentador de gas situado en la cocina del domicilio. A pesar de que la salida de humos estaba correcta, el exceso de monóxido de carbono en el aparato provocó la acumulación de gases que afectó a la familia.

Tras este suceso, desde la dirección del Cuerpo de Bomberos y Protección Civil de Alcorcón se reitera la necesidad de seguir los consejos enmarcados en el Plan de Inclemencias Invernales que cada año elabora el Ayuntamiento. La concejal de Seguridad, Laura Pontes, destaca que “se trata de una serie de medidas sencillas, que pueden evitar accidentes como el de ayer, y que todos los vecinos debemos seguir por nuestro propio bien. Son comprobaciones, actuaciones preventivas y de responsabilidad personal, que deben aplicarse en la vía pública, en zonas comunes de nuestras casas y trabajos, y en nuestros domicilios”.

Todos los consejos y pautas establecidas en el Plan de Inclemencias Invernales del Ayuntamiento de Alcorcón están disponibles en la web municipal, www.ayto-alcorcon.es. En cualquier caso, merece la pena recordarlos:

- Disponga en su comunidad de vecinos de un suministro de sal suficiente y pala cuadrada, con el fin de eliminar la nieve y/o el hielo de las rampas de acceso de peatones y vehículos, escaleras y viales interiores.

- Tenga cuidado con las estufas de carbón, eléctricas y de gas, procurando que no estén cerca de visillos, cortinas, etc. Atención a los juegos de los niños en sus inmediaciones.

- Tome precauciones para evitar el envenenamiento producido por los braseros de picón o estufas de carbón, leña o gas, en lugares cerrados, habitaciones, ventanas entreabiertas, etc. Realice un correcto mantenimiento de la caldera y de los huecos de ventilación.

- Disponga de algún equipo de emergencia para tener caldeada como mínimo una habitación.

- Disponga de un suministro de emergencia de alimentos, de una radio con pilas y repuesto de éstas, para seguir los pronósticos del tiempo, así como la información y consejo de las autoridades, y de linternas.

- Ante una ola de frío intenso es aconsejable no viajar con automóvil propio. Optar, si es posible, por transporte público.

- Si no le queda más remedio que utilizar su vehículo, debe informarse antes de los riesgos de inclemencias en las zonas por las que va a desplazarse; procurar no viajar sólo, hacer el viaje de día usando las carreteras principales si es posible, y evitar conducir cuando hay ventisca, ya que se reduce la visibilidad; revise los frenos, neumáticos y sistemas de alumbrado, asegurándose de que se encuentran en perfecto estado; reponga el líquido anticongelante; lleve cadenas, pala, cuerda, radio, linterna, ropa de abrigo y envases con más líquido anticongelante de repuesto; verificar las bujías y llene el depósito de combustible.

- También es conveniente llevar un teléfono móvil así como dispositivo de alimentación de energía para el mismo.

- Asegúrese de que alguien sepa a donde se dirige, su horario previsto y el tiempo aproximado de llegada a su destino.

- Si entra en una zona de hielo o nieve dura, conduzca a baja velocidad y con suavidad. Utilice marchas intermedias, evitando en todo momento frenar bruscamente; es mejor que el vehículo cruce la zona por propia inercia. No circule nunca en punto muerto; no dé giros bruscos; acelere poco a poco y con suavidad; mantenga considerables distancias de seguridad con otros vehículos; no utilice las marcas dejadas por otros vehículos, es mejor conducir por nieve “virgen”.

- Si el temporal le sorprende dentro del coche y lejos de un pueblo, debe permanecer dentro del vehículo, mantener el motor del vehículo en funcionamiento, tener la calefacción del vehículo encendida, renovando el aire del interior del mismo cada cierto tiempo: es muy importante evitar no quedarse dormido y comprobar que se mantiene libre la salida del tubo de escape para que el humo no penetre en el coche.

- Ante cualquier emergencia, no dude en llamar al 112.

Visto 1240 veces